El Bisturí: Rayo Vallecano 4-1 Real Valladolid

Negar evidencias es absurdo, y ayer en Vallecas hubo varias. Como que los de Míchel cuajaron uno de los mejores partidos de la temporada, y sin duda el mejor primer tiempo hasta la fecha; como que por tramos aparecieron los fantasmas de un equipo que se dejó llevar, y encajó un gol que por momentos devolvió los nervios; o como que el Rayo, por calidad y nombres, es una de las plantillas con más talento de la categoría. Numeraciones aparte, la realidad es que el Rayo ganó, goleó, y devolvió en cierto modo la sonrisa a una afición que demandaba desde hace tiempo un golpe sobre la mesa. Analizamos a los protagonistas del Rayo Vallecano 4-1 Real Valladolid:

PORTERÍA

Alberto García: Volvió a lucir el brazalete, y cuajó un serio partido en el que parece logró disipar algunas dudas con respecto a su rendimiento. Realizó dos paradas espectaculares en el primer tiempo que impulsaron a los suyos en la pelea por la victoria. Poco o nada pudo hacer en el gol de Óscar Plano. Está yendo de menos a más, y esa es una gran noticia.

Nota: 7

DEFENSA

Baiano: Se le sigue viendo demasiado nervioso en algunas situaciones, los controles se le escapan, incomprensiblemente llega tarde a las marcas, e incluso peca de agresivo en algunas ocasiones. Tal vez es su estilo de juego, o que simplemente los nervios del “debut” aún le juegan una mala pasada, pero debe corregirlo cuanto antes. Es un buen jugador.

Nota: 6

Velázquez: Poco a poco se va afianzando más en el centro de la zaga, y se erige como el líder de una defensa que aunque sigue sufriendo demasiado, parece haber mejorado. Es un jugador guerrillero y batallador de los que, con su trabajo, sacan una sonrisa a la afición franjirroja. Acierto su fichaje.

Nota: 7

Dorado: Las comparaciones siempre han sido odiosas, y más aún si al bueno de Dorado se le compara con su compañero Velázquez. El cordobés siempre ha abanderado la identidad de “cumplidor”, de jugador que hace poco ruido pero trabaja sin cesar, pero es vidente que su nivel ya no está en el momento óptimo. Se le ve lento en los saltos y marcas, frágil al contacto, y no transmite del todo seguridad con el balón. Hasta la fecha se ha mantenido como titular por delante de Amaya, pero la incorporación de Abdoulaye Ba reabre el debate.

Nota: 5

Álex Moreno: Irregular. Es cierto que no cuajó, ni mucho menos, un mal partido, pero se le siguen viendo carencias con respecto a la posición que ocupa. Arriesga en exceso en la salida de balón, a veces se incorpora al ataque en situaciones donde debería ser más conservador, y tiende a hacer difíciles cosas que podrían ser más fáciles. Estuvo acertado e incluso rozó el gol en varias ocasiones, pero aún tiene detalles que corregir.

Nota: 6

CENTROCAMPISTAS

Fran Beltrán: La ovación de la tarde se la llevó él, y no es para menos. Arrancó la temporada como suplente, a base de trabajo y persistencia volvió a la titularidad, y ha demostrado que tiene nivel más que de sobra para ser el eje sobre el que gire su equipo. Es luchador y posee un gran talento con el balón para la edad que tiene, lo que le convierte en una de las joyas de la parroquia vallecana. Está a un nivel muy alto.

Nota: 9

Santi Comesaña: Volvió a demostrar que está muy concentrado esta temporada, motivado con el papel de titular que parece haber adoptado, y peleando cada balón de principio a fin como si no fuese a jugar más. No tiene un talento espectacular con el balón en los pies, pero su trabajo se ha convertido en fundamental para la medular de los suyos.

Nota: 8

Embarba: Hay días en los que se le cruzan los cables y no le sale nada, pero sin embrago hay otros en los que refleja un nivel espectacular, y en esas tardes su fútbol es brillante. Ante el Valladolid tuvo su día. Venía de lesión, pero eso no fue excusa para desmarcarse y definir a la perfección en sus dos tantos. Rozó el hat-trick, pero unas molestias finales le impidieron acabar el encuentro. Si mantuviese este nivel, sería un excepcional jugador.

Nota: 8

Unai López: Con el paso de los partidos se le está viendo más asentado, menos nervioso, y con más picardía y garra para batallar tanto en ataque como en defensa. Dio un gran pase a Trejo en el segundo gol, y forzó con mucha inteligencia el penalti que supondría el 3-0. Míchel está apostando mucho por él, y de momento está cumpliendo.

Nota: 7

Trejo: Se acaban los calificativos. En su regreso a Vallecas afirmó que esta es su casa, y que no tendría ningún problema en permanecer con la franja en el pecho varios años, y esa es una gran noticia. Anotó con maestría el segundo tanto, cuando tras fallar el mano a mano ante Masip, se escora a su lado izquierdo para definir con sorprendente facilidad en una acción que merece la pena ver. Es absolutamente indiscutible en la alineación, y Vallecas debe rezar para que no se lesione nunca.

Nota: 9

DELANTERO

Raúl de Tomás: Cuajó un partido discreto, aún algo tímido, pero eso fue suficiente para que de nuevo sumase un nuevo tanto a su casillero particular. Es cierto que fue de penalti, y también es cierto que su confrontación (por ponerle un nombre) con Trejo por ver quien lo ejecutaba dará que hablar, pero no se puede discutir que su efectividad es fantástica, y que no tiene rival en la punta de ataque. Debe ir a más.

Nota: 7

SUPLENTES

Abdoulaye Ba: Volvió a Vallecas, y lo cierto es que más de uno llevaba ya varias semanas demandándole. Su entrada al campo fue un movimiento estratégico de Míchel que tenía como objetivo aguantar el resultado, y asentarse en la zona defensiva con cinco hombres, y salió bien. Poco a poco debe ir apareciendo, se le espera para ser titular.

Nota: 5

Diego Aguirre: Es cierto que gozó de pocos minutos, pero eso le fue suficiente para peinar un balón en el centro del campo que se convertiría en una sorprendente asistencia para un Embarba que no perdonaría. Tiene chispa y mucho fútbol, pero parece haber caído a un segundo plano. De él depende volver a ser titular.

Nota: 5

Cerro: Salió en el tramo final del partido para mantener la posesión y asentar el resultado, y apenas gozó de un par de balones. Debe coger galones en la plantilla, pues a día de hoy aún parece estar demasiado en la sombra.

Nota: –

ENTRENADOR

Míchel: La victoria ante el Valladolid fue contundente, y la afición coge aire en un momento donde era necesario, pero debe ser consciente del reto que se le avecina. El Rayo deberá jugar tres partidos en apenas 10 días, dos de ellos en casa (Almería y Real Sporting), y uno a domicilio (Reus). Será un claro examen para un proyecto llamado a estar en lo más alto de la tabla. A demostrar cosas.

Nota: 8



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *