El retorno de Chori Domínguez

Uno de los fichajes argentinos del Rayo Vallecano, el ya conocido en Vallecas Alejandro “Chori” Domínguez, tiene las ideas claras y en la mente un objetivo: Ascender con el Rayo Vallecano a la élite

El Chori tiene en mente el ascenso del equipo franjirrojo antes de retirarse (recordamos que el jugador argentino tiene 36 años) debido a que hace años no pudo saborear el ascenso de River Plate a la máxima categoría del fútbol argentino.

Haciendo memoria, en Rayo Total hemos recordado que el mediapunta argentino en su presentación con el Rayo Vallecano en 2012 afirmó que el club de Vallecas le gustaba por su parecido y su relación con River Plate, el equipo de sus amores. De hecho, al igual que en esta nueva ocasión, Chori, hizo un esfuerzo por venir y puso mucho de su parte.

La situación del actual Rayo Vallecano es muy similar a la de River Plate en la temporada 2011-12, la primera en la historia del equipo argentino en Segunda División. Para el club vallecano, lógicamente no es ni el primer ni el último año en la categoría de plata, pero sí es un club como ese River Plate, con una directiva que los aficionados no se merecen, una afición que apoyaba en todo momento a su equipo y que no recibía ni apoyos ni alegrías. Sin duda, una afición a la que le faltaban héroes y le sobraban villanos.

Y el llamado a ser héroe no fue otro que Chori Domínguez. Un tipo que ya estuvo en River Plate y que quiso dejar el fútbol europeo para devolver al equipo a la élite. Con ese simple gesto ya se ganó el apoyo de Los Millonarios (aficionados de River Plate). Aunque no hay que olvidar al otro héroe que apoyó a Chori Domínguez y que fue el capitán del equipo, un viejo conocido por Europa y España: Fernando Cavenaghi.

Entre ambos alzaron a River Plate a lo más alto. El delantero, Cavenaghi, anotó 19 goles en 38 partidos y Chori Domínguez anotó 5 en 33 partidos, aunque fue clave asistiendo y moviendo al equipo. Lamentablemente, los villanos de esta historia pudieron con los héroes, ya que ese River Plate no contó más con sus dos héroes del ascenso: Chori Domínguez y Cavenaghi.

Ambos jugadores tuvieron problemas con el entrenador Matías Almeyda y el presidente Daniel Passarella, ante el cual declararon públicamente que mientras siguiese de entrenador no volverían a vestir la elástica franjirroja de River Plate nunca más. Los dos astros argentinos fueron apartados del club, el cual no quiso renovarlos para jugar en Primera División Argentina tras haber dado a River Plate un ascenso y haber hecho buenos lazos con la afición.

Por esa razón,  Chori Domínguez regresó tras su cesión a su club de origen, el Valencia. A los chés les pidió que le cediesen al Rayo Vallecano por su relación por River Plate. por aquel entonces los vallecanos jugaban en Primera División y para el argentino sería similar al hecho de haber jugado con River Plate en la élite.

Por aquel entonces el Rayo Vallecano necesitaba salvarse y con el astro argentino no sólo se salvó, sino que hizo la mejor temporada en la historia del club, algo inigualable hasta el entonces, cuando los franjirrojos de Paco Jémez y Chori hicieron 53 puntos y quedaron octavos. Curiosamente Chori Domínguez hizo los mismos números que la temporada anterior en River Plate, 5 goles en 33 partidos.

En esa misma temporada 2012-13 Cavenaghi también regresó a España, aunque su objetivo fue diferente ya que el delantero continuó ascendiendo a equipos, esta vez lo hizo con un recién descendido Villarreal, con el cual hizo cuatro tantos en 18 partidos.

Y para concluir, debo decir que a Chori Domínguez se le debería recibir con aplausos por lo mucho que hizo en tan sólo una temporada en Vallecas y para agradecerle su regreso y las ganas que le va a poner. Seguro que vemos una buena pareja de argentinos en el juego ofensivo de los de Míchel, con el que nos dio un ascenso (Trejo) y el que tuvo gran culpa de hacer el mejor Rayo de la historia (Chori). Al menos vienen con ganas de trabajar y se dejarán la piel en el campo igual que yo me la dejaré en la grada aplaudiéndoles.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *