¿Vallecas en guerra?

La Comisión Antivolencia baraja interponer multas desorbitadas contra los aficionados rayistas identificados durante el encuentro entre el Rayo VallecanoReus, el pasado domingo, por protestar pacíficamente contra la directiva del Rayo en el minuto 13 de partido. Todos ellos además, fueron expulsados del Estadio de Vallecas. La Plataforma ADRV, ante este atropello que puede darse contra el derecho de todo español que es la libertad de expresión, decidió emitir un comunicado oficial.
COMUNICADO OFICIAL DE LA PLATAFORMA ADRV

Desde la más tierna infancia nos han hablado siempre de la libertad de
expresión. Enseñanzas basadas en que uno puede exponer su punto de vista
siempre que lo haga con respeto y educación. Sin embargo, la realidad es
bastante diferente cuando hablamos de libertad de expresión en el deporte rey.

El sábado pasado lo que se vivió en las gradas del
Nuevo Estadio de Vallekas roza el
ridículo más bochornoso jamás ejercido contra los aficionados a un equipo de
fútbol.  Al menos 17 aficionados que decidieron protestar pacíficamente
contra la gestión de su presidente en el lateral, concretamente en las
cercanías del palco, fueron identificados y sus abonos se les fueron retirados.
Lo más lamentable de todo esto no es el hecho de
que fuera coartada vilmente la voz de la disconformidad franjirroja. Ni que aún
teniendo entradas pagadas en ese sector se les expulsara de la zona. Lo más
lamentable es el secuestro de sus abonos así como una posible multa por parte
de la comisión antiviolencia.
Desde el rayismo más activo queremos señalar la
importancia de esta situación, en pos de la democracia y la libertad y queremos
que la opinión pública sepa cómo se actúa en el coto privado del señor Martín Presa y sus acólitos.
Denunciamos que aquellos 17 rayistas, simplemente
ejercieron su legítimo derecho a protestar ante la gestión de un presidente
que, una vez más, arremete contra las voces discordantes con el proyecto
deportivo y social que él representa.
Son varias las semanas consecutivas en las que la
afición rayista se encuentra en el ojo del huracán por parte de diferentes
estamentos deportivos como La Liga,
medios de comunicación y demás organismos. Como resultado, ya son 10 los
aficionados querellados por parte del señor Javier Tebas por el hecho de mostrar una pancarta y manifestar su
desacuerdo con el fichaje de Román
Zozulya
, algo totalmente legítimo y que no es constitutivo de delito, se
mire por donde se mire. No podemos disociar esto, de la expulsión de los
rayistas el pasado sábado.
No queremos olvidar que hechos mucho más graves
como los acaecidos el pasado Sábado, se han producido dentro del palco en
temporadas pasadas. Aún queda en la memoria la peineta que dedicó el presidente
del Atlético de Madrid a la afición
rayista el 30 de diciembre del 2015, hecho que quedó impune por parte de la Comisión Antiviolencia pese al
bochornoso espectáculo recogido en todos los medios deportivos. Diferentes
varas de medir para una acción que incita realmente a la violencia y no como el
hecho que nos atañe en estas líneas.
El daño que podrían hacer estas multas sería tremendo
en un barrio de origen humilde como es Vallekas,
golpeado por la crisis y con una alta tasa de paro, y a sabiendas que hay un
abanico amplio abanico de personas, entre ellas jóvenes, padres de familia e
incluso prejubilados.
Por todo esto exigimos cordura en esta situación y
que no se produzca un nuevo atropello a la libertad de expresión, así como a
los principios más básicos de la democracia.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *