Las porterías de Vallecas se quedan sin red

Eran las diez y cuarto pasadas cuando el Rayo Vallecano se convertía un nuevo año más en nuevo equipo de la Primera División española.

El conjunto dirigido por Michel se encontraba celebrándolo a pie de campo con los amigos, familiares y los propios rayistas que habían saltado nada mas pitar el colegiado al terreno de juego. Durante esos minutos de celebración, como viene siendo habitual ascenso tras ascenso rayista, los aficionados rayistas desean llevarse un recuerdo para sus hogares.

Algunos aficionados se cogieron los que podían ser los últimos asientos actuales de Vallecas ya que el estadio empezará su nueva reforma y todos ellos se cambiarán, y otros se pusieron a cortar las redes de las porterías y repartirlas entre todos los aficionados para que ninguno se quedarán sin el recuerdo.

Un ascenso, que lleno de alegría a más de 14.000 aficionados que estuvieron presentes en el Estadio de Vallecas.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *