El filial rayista no pudo pasar del
empate el pasado domingo frente al C.D. Colonia Moscardó, partido que
empezó ganando el conjunto franjirrojo y jugó una gran parte del partido con un
jugador más tras la expulsión de David Moreno en una primera parte que
levantó polémica. Sin embargo, el partido se alocó y el Moscardó logró
empatar el encuentro acto después del gol de Romo que ponía 4-3 en el
marcador. Uno de los jugadores más destacados del Rayo B fue Óscar
Valentín
, quien pese a no empezar de titular, cuajó una buena actuación en
los minutos que disputó. El propio Óscar es el jugador al que
entrevistamos hoy.
El equipo sigue sin carburar sobre
todo en casa, donde hemos podido ver en varias ocasiones como se escapan puntos
de la Ciudad Deportiva en los minutos finales, como ocurrió el pasado
domingo ante el Mosca. “No estamos encontrando nuestro fútbol en casa,
pero con el trabajo diario estoy seguro que iremos a más y en casa nos haremos
fuertes, somos un grupo joven pero con una gran capacidad de mejora y esos
pequeños fallos que cometemos en momentos puntuales de los partidos nos van a
ayudar a crecer como equipo y crecer en la clasificación. El equipo está con
confianza como siempre y no tenemos que dudar de nuestras posibilidades”.
-declaró Óscar sobre la situación actual del equipo. No obstante, es
evidente que esos errores que menciona el jugador, marcan la diferencia y hacen
que el Rayo B esté tan abajo en la clasificación. Le preguntamos sobre
lo que él cree que hay que mejorar. “Temas de concentración. Debemos saber leer
los partidos y adaptarnos en cada momento del juego”.
Está claro que el Rayo B
está llamado a ser uno de los equipos que ocupe los puestos altos de la
clasificación pero los resultados no están acompañando del todo. “Queda mucha
temporada por delante, ahora mismo no pensamos en la posición que debe estar el
equipo, sino en trabajar duro toda la semana para que cada domingo podamos dar
todo de nosotros, corrigiendo errores y aprendiendo de ellos, yo estoy convencido
de que el equipo terminará luchando en los puestos altos de la clasificación.
Hay plantilla y ambición”.
Este fin de semana, el cuadro
dirigido por Merino, visitará la Moraleja de Enmedio para
enfrentarse al Internacional de Madrid, décimo en la tabla y tres puntos
por delante. “Yo ya me he enfrentado hace un par de años a este equipo y para
mi gusto es uno de los campos más complicados de la Tercera madrileña. El Inter
siempre es un equipo muy competitivo, siempre está en los puestos altos de la
clasificación. Esperamos a un rival fuerte y que no nos va a poner las cosas
nada fáciles”. El pasado domingo, el Rayo B volvió a jugar en casa en
césped artificial después de que los últimos encuentros se jugaran en el campo
natural. Le preguntamos sobre cómo afectan estos cambios y su preferencia.
“Para mi gusto si que la superficie condiciona mucho al juego de un equipo. Lo
que nosotros intentamos es competir en cualquiera de los dos campos, aunque en
nuestro estilo de juego, el césped natural nos va mejor. El campo de la Ciudad
Deportiva es un campo grande y con espacios donde nosotros podemos hacer más
daño a los rivales. Si bien es cierto que nos está costando ganar en ambas
superficies”.
Adentrándonos ya de lleno en lo
personal, se puede ver a un Óscar que cada vez tiene más peso en el
equipo y que cuando sale, revoluciona al equipo. El pasado domingo fue uno de
los jugadores más destacados del partido. Le preguntamos por su valoración
personal en lo que va de temporada. “La verdad es que todavía no he disputado
muchos minutos pero el míster sabe que soy un jugador que siempre lo va a dar
todo por el equipo así que estoy a su disposición cuando él y el equipo me
necesite. Me encuentro con mucha confianza y estoy muy a gusto con el grupo, el
míster ya sabe lo que puedo aportar al juego así que a seguir trabajando y a
aprovechar las oportunidades que me vayan dando”. La temporada pasada, Óscar
Valentín
jugó cedido en el Alcobendas Sport, temporada de la cual
guarda muy buenos recuerdos. “Fue una gran temporada, disputé todos los
partidos y el equipo consiguió quedar tercero y jugar así, los playoffs de
ascenso. Me ha servido mucho para crecer a manos de Rubén Reyes y a seguir
formándome como futbolista”.
Sin embargo, ahora el jugador lo ve
todo de forma franjirroja y se cree optimista en esta temporada. Una de las
preguntas que le hicimos es sobre su adaptación con el resto de jugadores y el
técnico. “Somos una plantilla con fichajes nuevos y con una buenísima base
juvenil. Además, Diego es un entrenador muy intenso y motivador, hace que
salgas al partido concentrado y sobre todo confía mucho en nosotros y en lo que
somos capaces de hacer en el campo”.
Todo futbolista siempre tiene sus
incomodidades y objetivos personales. Óscar nos cuenta los suyos. “Al
estar en un filial de Primera, sin duda, es poder llegar a debutar o permanecer
en el primer equipo del Rayo Vallecano. Pese a ello, yo me planteo la meta de
mejorar día a día con trabajo y esfuerzo para seguir mejorando, y a partir de
ahí, que llegue lo que tenga que llegar. No me marco una meta fija a largo
plazo”.
Para finalizar la entrevista, le
preguntamos sobre un asunto que inquieta a todo rayista y que está creando
cierta polémica: la decisión de la LFP de que se juegue el derbi entre Rayo
y Atlético de Madrid el día de Nochevieja por la mañana (aún no
oficial). “Creo que se deben tener en cuenta las preferencias de los
aficionados que al fin y al cabo, son los que disfrutan más del fútbol y los
que dan aliento a los equipos en el campo y todo lo que sea facilitar el poder
ir a un partido, mejor para todo el fútbol. Sin duda, que el partido sea el 31
por la mañana es un condicionante para el rayismo”.

Hasta aquí pues, la entrevista que desde Rayo Total
hemos hecho a uno de nuestros jugadores del filial, el cual estamos seguros irá
ganando importancia en los esquemas de Diego Merino. Sacrificio y
humildad.

Carlos Sáez