Cortita… y al pie


Un padre en el banquillo, un hijo en el campo y una flor en el asiento
Tres partidos disputados, dos victorias y un empate, 7 pts y en puestos
Champions ( árbitro la hora! ) es de perogrullo que lanzar campanas al aire o
sacar conclusiones cuando hay gente todavía con la sombrilla y crema en las
playas de España es aparte de una temeridad una falta de coherencia absoluta,
sin embargo es momento que los rayistas que nos daban en segunda para el mes de
noviembre o bien salgan y lo asuman en público ( los más valientes ) o se metan
en la cueva para no salir más ( los más cobardes ) estamos donde nadie
esperaba, disfruten que esto se acabará pero que nadie nos quite la ilusión de
mirar a 16 equipos ( entre ellos al todo poderoso Real Madrid ) por el
retrovisor.
Con una flor debajo del trasero la vida se ve de otra manera

En el comienzo de liga fuimos tristemente noticia y también motivo de
mofa en toda la españa futbolera cuando se dió a conocer que en muchos asientos
del Estadio de Vallecas ( a partir de entonces el Teresa Vivero ) salían de
ellos unas pequeñas flores amenzantes con visos a que aquello creciera y
terminara convirtiéndose en un arbol que ríanse de los de la Casa de Campo,
pues bien como la gente de Vallecas y del Rayo somos gente particular y
aprovechosa decidimos hacer del defecto ( y ridículo ) una virtud y lo usamos
como motivo de buena suerte. 
Es la única manera de entender aquella victoria injusta
conseguida en el último segundo por Trashorras y los dos penaltis fallados del
Sevilla el pasado domingo, pero como el amigo Presa es lento pero no tonto va
ir quitándonos de en medio ( o de debajo según se mire ) este amuleto más
pronto que tarde es hora de espabilar ya que los resultados fueron lo mejor de
largo en ambos partidos.
Capitán Jémez
En el banquillo del Rayo hemos sufrido un cambio tan drástico en las
formas como inexistente en el fondo. Me explico.
El año pasado teníamos un entrenador que besaba estampitas cuando
ganábamos, era un rayista para lo bueno y para lo malo, bonachón y tenía una
lírica y verborrea a la altura de un encantador de serpientes ( de ahí su
actual trabajo de comentarista en la Cadena Cope ), todo eso se acabó, ahora pasea
por la banda un hombre puramente profesional con un discurso menos
grandilocuente pero más bemoles, una apariencia de hombre enfadado y que le da
igual quedar mejor o peor con la afición o jugadores con tal de no moverse ni
un ápice de sus principios y de las victorias. Lass ya lo sabe. Un tipo que
dice las cosas como son sin añadir azúcares de ningún tipo.
En cambio el fondo es muy similar, defensa de tres habitual ( más por
necesidad que por convicción ) salida con el balon jugado y una atractiva manera
de entender el fútbol. El tiempo dirá a quien le fué mejor.
El bueno, el malo y el peor
De lo poco salvabable del partido ante el Sevilla es comprobar que Javi
Fuego seguirá vistiendo la franja roja un año mas, perfecto al corte y ayudando
a la hora de sacar el balón jugado. Hubo gente que dudó de su profesionalidad
(absurda duda) y de su intención de volar lejos de Vallekas (verídico) pero
afortunadamente aquí sigue y dejándose el alma como siempre. A tus pies mi
capitán.
El caso opuesto del asturiano es el de Lass Bangoura, su egoísmo ya cansa
por la avenida de la Albufera, la ilusión que despertó se va evaporando a la
misma velocidad que pierde el balón y ya lo dijo el gran Carlos Sánchez Blas
” Con Paco en el banquillo o le hace una estrella o le hunde ” Amén.
Pero lo del joven africano se queda en una broma si lo comparamos con el
Caso Casado, desde que oyó cantos de sirena del Valencia o Atlético de Madrid
su nivel paso de excelente a insuficente para terminar en una dejadez tan poco
profesional como perjudicial para el equipo por si esto no fuera poco a esto se
le añade que al carecer de ninguna competencia en su puesto hace que viva en la
mediocridad sin asustarse por ello. Lamentable.
Un padre, un hijo, un centrocampista y un nueve
El domingo fué una jornada de reencuentros en Vallekanfield, como si de
una cena de ex compañeros de la universidad se tratara hubo un sinfín de caras
que de una manera u otra se enfrentaron a su pasado.
Coke Andújar y Negredo volvieron a la tierra que les vio crecer y que aún
les siente como suyos, José Carlos y Casado con ” su Sevilla ” y
Michel con su hijo Adrián.
Hablando del nuevo 8 del Rayo, leí muchas alabanzas a su juego, carne de
cañón seríamos si nos conformamos con lo poco que hasta el momento nos pudo
ofrecer, si no tenemos killer y encima a nadie que se las ponga la suerte se
acabará y empezaremos con los lamentos.El trivote Trashorras-Adrián-Fuego no me
convence. Escrito queda.
Central del Rayo Vallecano: Profesión de riesgo
Hubo una época en la que el puesto del central era un valor seguro y
excelso en las plantillas del Rayo vallecano: De Quintana, Hernández, Múñiz,
Idelfonso Lima o los Amaya así lo atestiguan pero desde el mes de diciembre del
año pasado parece que nos han mirado un tuerto…
Alejandro Arribas y Jordi Figueras formaban una pareja muy competitiva en
la que se podía confiar plenamente, sin embargo la llamada de cotas mayores y
mejor sueldo al catalán le hizo volar a Bélgica dejándonos un agujero que casi
un año después anda igual o peor.
Primero fué Labaka ( menos cintura que el portero de un futbolín), luego
Pulido ( demasiado verde ) el experimento de Raúl Bravo ( de fallido fue
grotesco ) le siguió la marcha de Arribas para este curso y en su sustición
llego Gálvez ( de la escuela de Labaka ) y Jordi Amat el único que dejó cierto
aire de optimismo pero que a un servidor se le borró de un golpe este domingo,
una cascada de fallos e imprecisiones que me dejaron rezando a Felipe Miñambres
patrón de los imposibles que haga un nuevo milagro aunque sea en el tiempo de
descuento.
Mis notas:
El jugón: Javi Fuego

La bota de madera para: Jordi Amat
El árbitro: Tendencioso en las falta sin importancia en cambio muy
acertado a la hora de pitar los dos penaltis del Sevilla y no hacerlo sobre la
jugada de Leo.
Ruben **
Tito *
Amat –
Casado –
Adrián *
JFuego ***
Trashorras *
Lass –
Jose Carlos *
Bille *
Leo *
Escrito por: Sergio Gonzalez @SergioInside
Imagen de: Francisco Cañizares @pacobull1976


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *